Cuatro muchachos de Puertorreal partieron a ayudar en un campamento de trabajo, un voluntariado social, para ayudar a una comunidad pobre en los Andes venezolanos. Todavía no tenemos noticias de ellos. Pero confiamos es que les esté yendo muy bien